9 oct. 2010

El atico de Eva y Jose

Eva y Jose nos escribian con una duda de distribución para su atico.

Hola somos Jose y Eva:
Necesitamos vuestra ayuda, queremos hacer reforma en nuestro ático.
Tenemos pensado unir la cocina, salon y recibidor, pero no sabemos como distribuirlo ni si sería lo mejor.
¿Qué pensáis?
Otra duda, el suelo es de marmol, pero si tiramos las paredes como "arreglaríamos" el suelo.
Muchísimas gracias
Un saludo.







Desconociendo la distribución que tenéis de la casa, es complicado aconsejar en vuestro caso concreto, pero sí que se pueden establecer algunos parámetros.

Queréis unir la cocina, la sala y el recibidor en un mismo espacio cuyas ventajas son una mayor amplitud, y desde luego mucha más luz en toda la zona. Para unir la cocina con la sala realmente sólo se necesitan dos cosas; una, una campana extractora con la suficiente potencia que recoja humos y olores, cosa disponible en el mercado de cualquier diseño: de pared, de techo, colgante. La otra, que ya depende de vosotros, es la disciplina de mantener las cosas un poco ordenadas. Este punto se puede obviar con paneles móviles de la translucidez que elijáis. La unión entre la sala y la cocina, a mi entender, debería hacerse con muebles o elementos livianos que no supongan una barrera, o el equivalente de una cerca: eso y nada, es lo mismo.

El objetivo tradicional del recibidor (o como se llamaba antes, cortavientos), era la de proteger la casa del tiempo que hiciese fuera y hacer de "barrera" entre el exterior e interior, tanto física como socialmente. En el ejemplo propuesto, se queda una pared a modo de resquicio separador entre la cocina y el distribuidor que permita la llegada de luz pero nos de cierta intimidad a la hora de abrir la puerta al cartero, por poner un caso. De esta manera tendríais las tres habitaciones actuales unidas en una, pero respetando vuestra intimidad.

La última duda que planteáis en el correo es que no sabéis como atacar el hueco que dejan los muros. El suelo se gasta por el uso, la limpieza, accidentes y demás imponderables. Conseguir el mismo tono, en este caso de mármol, es difícil, no imposible, pero si dificultoso. Y seguir la modulación de las plaquetas suele ser más complejo todavía. Creo que en estos casos la máxima "lo que no te ayuda te impide", es buena. Si no podéis encontrar, u os resulta harto complicado encontrar el mismo material, os recomiendo usar esos huecos poniendo materiales que contrasten con el que tenéis (cromáticamente o/y textural) a modo de dibujo geométrico en el suelo. De este modo conseguiréis evitar que quede un parche con aspecto de reparación y sea algo de vuestro diseño.





Esperamos que esto os haya servido en algún punto, y si tenéis más dudas o queréis ampliar la consulta envinado algún plano o fotos de vuestra casa, no dudéis en hacerlo. Si esto os resulta suficiente para animaros a hacer la reforma, haced fotos del antes, del durante y del después. Dejando una memoria gráfica del proceso, os acordaréis con cariño de las vivencias. Por supuesto, mandad fotos del resultado para colgarlas.

Un afectuosos saludo.

No hay comentarios:

Publicar un comentario